18 noviembre, 2018

Esta chichona me convenció de cojer en la oficina

Yo sabía que era un riesgo bien cabrón eso de cojer en horas de trabajo, pero cuando me enseñó las chichis ya no pude decirle que no, ni que fuera menso!, además ese día el  jefe no había ido a chambear y aprovechamos que todos se habían ido a cenar para quedarnos, fue algo largo lo que pasó pero ella y yo ya habíamos planeado este acto de depravación en la oficina por WhatsApp, pero la neta quien dio el primer paso fue ella así que no le quito mérito.

Esperamos a que todos se fueran y nos hicimos como que estábamos haciendo unos cálculos estadísticos bien chingones, cuando se fueron todos nuestros amigos godinez ella se puso bien puta y me frotó la cara con sus chichis, se encueró en chinga y me mamó la verga, qué rica boca tiene, coshamos rico aunque un poco rápido pero hacerlo en la oficina y dejar mecos por todas partes fue bien divertido, ella también dejó meados por algunas partes, nadie se dio cuenta.