8 mayo, 2019

Fui infiel con una chichona muy amorosa

No pude evitarlo, yo quiero un chingo a mi mujer, pero no pude resistir la tentación de cogerme a esta chichona, una nueva compañera en la chamba, ella llegó para ocupar el lugar de una doña que era la asistente del jefe, ya saben, es ese tipo de cosas en las que intrigas y romances se tejen en las oficinas de la empresa, jaja, pero ya en serio esta vieja estaba tan buena y siempre andaba con ese escote de infarto que un día le chupé las ubres durante el almuerzo.

Pero no me bastó, ella me ha pedido que deje a mi mujer y que me quede con ella, pero no sé, estoy pensando todavía porque no sé si se puede amar a dos mujeres al mismo tiempo, es complicado esto del amor, pero olvidé todo eso cuando me cogí a la vieja, valió la pena… después de todo si iba a ser infiel tenía que valer la pena.