18 septiembre, 2019

Mi tía nos chupó la verga con amor maternal!

Puta madre, no lo puedo negar más, esos ojitos hermosos de mi tía me tiene enamorado, mi primo me entiende, a él también le gusta, ella es una de nuestras tías, una bastante joven, tiene 30 años y todavía no se casa aunque estuvo cerca de hacerlo con un culero, pero se dio cuenta de que no era para él, puede que ese desamor la haya llevado a cometer este acto de incesto y aunque suene feo, la neta me gustó coger con ella.

Estábamos platicando con ella sobre un negocio que teníamos pensado emprender, todavía está en pie la idea, pero nos entusiasmamos tanto que seguimos con las chelas y la cosa se puso caliente, se armó el desmadre cuando la abracé y le acaricié las chichis, mi primo el culo, finalmente ella nos tragó la verga a ambos y con mucho amor, esta mujer vale oro, en serio.