3 noviembre, 2019

Solita en casa haciéndome una manoseada por Halloween

Qué culeros son algunos amigos míos, sobre todo amigas, resulta que hicieron una fiesta de Halloween pero todas tenían que ir de Catrinas, yo preferí optar por el disfraz de colegiala putona y al final no me invitaron, o sea sí supe el lugar y hora de la parranda pero al no recibir invitación formal pues les dije que no iría de Catrina, no me dijeron nada, soy algo orgullosa así que me quedé en casa, preferí eso.

La verdad es que no la pasé mal del todo, me tomé unas selfies mostrando las chichis, masturbándome, eché un poco de menos a mi novio, la neta no ha sido un buen año ahora que lo pienso, pero nunca es mal momento para empezar a ver las cosas con optimismo, con el dedo en el culo y la panocha, pero más optimistas, ya habrán otras fiestas.