6 julio, 2018

Miren a estas dulzuras desvistiendose en el sol

Gran riesgo el que corrieron estas morras divinas, hijas del vecino más chingón que tengo, se supone que sería un día chido de sol y diversión y eso parecía en la superficie donde todos sonreían y hacían bromas bien graciosas pero bajo el agua nadie se había percatado que las desmadrosas se habían estado quitando el traje de baño de a poquitos hasta quedar con las chichis tratando de salir a flote y el culo esperando la entrada de un pito como el mío… ese día yo no estuve, no fui invitado pero estoy seguro que fue un error, ya antes me habían invitado pero siempre estuve al lado de la comida y las chelas pero al ver a estas chavas buscando cogidas acuáticas les prestaré más atención… vaya desmadre el de estas pirujas.